Prevención y Control

Rompe el mito de la insulina, en MIDHEC te explicamos porqué

Compartir
Maestra Dennis Araceli Arévalo Villalobos
Maestra Dennis Araceli Arévalo Villalobos
Farmacéutico Clínico

Hay muchos mitos y desinformación alrededor de lo que es la insulina, generándote miedo e incertidumbre, llevándote a creer que utilizar insulina es porque la diabetes está peor, que empeorarás o que no te has cuidado bien. Pues bien, todo esto es falso, y en MIDHEC te explicaremos porqué.

El usar insulina no significa que no has tenido cuidado o que todo ha empeorado. Primero es importante recalcar que la diabetes es una enfermedad progresiva, así que es posible que la necesites alguna vez, ya avanzado el tiempo.

Todo depende de ciertos factores como:

  • Otros medicamentos que tomes.

  • Desde cuándo tienes diabetes tipo 2.

  • Qué tan alto es tu nivel de glucosa en la sangre.

  • Tu salud en rasgos generales.
CASOS DE EXITO 1
DIABETES TIPO2 2
HERIDAS CRONICAS 1
PREVENCION Y CONTROL 1

¡Lo básico de la insulina!

Recuerda que con la diabetes tipo 2, tu cuerpo produce insulina, pero no respondes bien a ella.

Es importante saber que hay varias formas de administrarse insulina, no solo existen inyecciones; puedes tener acceso a pastillas, bombas de insulina o insulina inhalada, pero recuerda que todo depende de tu diagnóstico y lo que los especialistas señalen.

Sin embargo, la insulina en pastilla no es la más recomendable, ya que durante la digestión se descompone, como la proteína en los alimentos. Lo mejor es inyectarla en la grasa, bajo la piel, para que pueda incorporarse en la sangre.

La insulina cuenta con diferentes características, que son:

  • El tiempo de inicio: que es el que transcurre antes de que la insulina llegue a la sangre y comience a bajar el nivel de glucosa.

  • El punto de acción máxima: cuando tiene su máxima potencia respecto a la reducción de glucosa en la sangre.

  • La duración: que es el tiempo en que continúa reduciendo el nivel de glucosa.

Es importante conocer que la insulina tiene diferentes potencias, así que puede variar tu dosis a la de alguien más. Existen insulinas de acción rápida, intermedia y prolongada.

CASO DE EXITO 2
DIABETES TIPO2 1
HERIDAS CRONICAS 2
PREVENCION Y CONTROL 2

¡Fuera mitos!

Uno de los primeros mitos que rodean a la insulina es que provoca más complicaciones que las que previene. ¡Al contrario! Puede prevenir complicaciones futuras con el buen monitoreo de la glucosa en la sangre.

Con la insulina podemos mejorar el control de tu diabetes, de forma que presente el menor número de complicaciones o riesgos.

De acuerdo, ¿entonces curará mi diabetes si acepto administrarla? No. La diabetes no tiene cura, pero la insulina es el método más efectivo contra ella, para mantener una vida estable y sin impedimentos.

¿Es dolorosa la inyección? No, gracias a sus jeringas ultra finas. Además, es la forma más común de administrar insulina, aunque no la única. Habla con nuestros especialistas para encontrar la más adecuada a ti.

Aprenderás a administrar la insulina al momento de las comidas principales, para que se procese eficazmente la glucosa que entre a tu organismo; además, te mostraremos cómo debes inyectarte en la misma parte del cuerpo, pero no el mismo punto, para que haya uniformidad.

También te ayudaremos con tu rutina de insulina, para ayudarte a mantener la glucosa cerca de su nivel normal, permitiéndote sentirte bien, adecuado a tu estilo de vida.

Recuerda que la insulina no te pone límites, al contario, te ofrece más libertad de vivir una vida con una calidad muy buena, siempre y cuando cuides tu dieta, ejercicios y sigas las indicaciones de tu especialista.

En MIDHEC entendemos el proceso por el que estás pasando y podemos ayudarte a entender por qué la insulina es buena para ti y sus beneficios, además de enseñarte cómo aplicarla, cuándo, la dosis que requieres y cómo almacenarla.

Otro punto a tomar en cuenta es que el tratamiento médico y la insulina no son suficientes contra la diabetes; debes entender tu padecimiento, aceptarlo y decidir seguir adelante, ganando la lucha a la diabetes.

Recuerda que el estrés y las emociones negativas influyen a mal en la diabetes. ¡No lo permitas! Realiza tu actividad favorita, da caminatas, respira profundo, háblalo con tus parientes, tu pareja; busca ese equilibrio mental y físico para tener a la diabetes bajo control. Busca momentos de tranquilidad para estar bien y en calma.

Emprende todas las acciones que puedas, ve hacia adelante para controlar la diabetes, recupera las riendas de tu vida y vive sin límites.

Compartir

¡Es hora de tratar
adecuadamente tu Diabetes tipo 2 o Herida Crónica!

Toma la decisión, este es tu momento.

¡Artículos sugeridos!

Ver todos
icono más

¡Suscríbete a nuestro boletín y descubre cómo tratar tu padecimiento!